lunes, 11 de julio de 2011

Italia, podría ser otro de los países víctimas de la crisis europea

Un cóctel de déficit fiscal y alta evasión, falta de credibilidad política y un contagio de Grecia ponen en la mira a la tercera economía de Europa. ¿Demasiado grande para caer con una deuda de más de US$ 2 billones?

El mundo cae en la cuenta de que Italia puede ser el siguiente país por rescatar. Objetivamente, ahora sale a la luz lo que siempre se supo: el endeudamiento italiano es peor que el de Grecia y el de Portugal, países que ya fueron rescatados por la UE y el FMI.
¿Por qué la bota sobrevivió hasta ahora? Es la tercera economía de Europa y su caída arrastraría a sus principales socios comerciales, Alemania y Francia, en ese orden.
El deterioro económico es evidente desde hace tiempo. No por azar es parte de los denominados PIGS, cerdo en inglés, junto con Portugal, España y Grecia.
Desde hace 10 años que el crecimiento es muy bajo. El Producto Interior Bruto aumentó un 0,1% en el primer trimestre del año en comparación con los últimos tres meses de 2010, según los datos definitivos divulgados por el Instituto Nacional de Estadística Italiano (ISTAT). Para todo el año se espera una magra alza de 0,5 por ciento.
Este lento andar más una evasión fiscal anual estimada en 30 mil millones de euros pone en riesgo el pago de su deuda, la gran preocupación de los inversores sobre varios países europeos. Tres amnistías fiscales en nueve años parecen celebrarla.
En el caso de que la economía italiana no crezca por encima del 1%, los ingresos fiscales caerán e Italia no será capaz de cumplir sus objetivos de déficit, según la Organización para Cooperación y el Desarrollo Económico. El rojo fiscal pasó de 1,7% del PBI en 2007 a 5% en 2010.
Lo peor de todo es que la economía italiana es mayor que la española y que España es un país que se considera demasiado grande para dejarlo caer, pero para el que la eurozona no dispone de suficientes recursos
La economía italiana depende principalmente de la producción de bienes de consumo de alta gama que corre a cargo de pequeñas y medianas empresas familiares. Estas intensivas industrias encuentran que los productos de alta calidad se están sustituyendo por productos de menor calidad y precio fabricados por trabajadores chinos en el país asiático y en la propia Italia.
Esta competencia no sólo viene de la lejana Asia. Muchos de los productos que hasta ahora habían sido elaborados por artesanos de Italia son fabricados ahora en Italia por colonias de inmigrantes chinos que cobran un salario que los italianos no están dispuestos a igualar.
Grecia, Portugal, Irlanda y España están pagando primas de entre el 5% y 7% frente a los bonos alemanes a 10 años. Italia, que recientemente pagó una prima de sólo el 1,7%, podría ser el próximo en el punto de mira de los inversores, a menos que su economía crezca a una tasa del 1 por ciento. Su deuda equivale al 130% del Producto Interior Bruto (US$ 1,8 billón), un cuarto de todo el endeudamiento de la eurozona.
Si se compara esto dato con los otros países rescatados, el panorama es aún peor: los más de US$ 2 billones para pagar por Italia son cinco veces más de la deuda de Grecia. Portugal tuvo que ser rescatado con una deuda total equivalente al 85% del PIB.


(Infobae)

No hay comentarios:

Publicar un comentario